Modelos de informes

Los informes en los que se comunica el resultado de los análisis citológicos o anatomo-patológicos, cuentan con dos partes, además de la historia clínica y los datos proporcionados por el cliente.

La primera es el INFORME ANATOMOPATOLÓGICO

En esta se realiza una descripción detallada de las lesiones observadas, tanto macroscópicas como microscópicas, de cada órgano o muestra remitida, así como de la presencia o no de estructuras que indiquen la existencia de un proceso infeccioso o parasitario.

La segunda es parte es el DIAGNÓSTICO/OBSERVACIONES

En este caso se realiza una asociación de las lesiones observadas con las posibles patologías conocidas que pueden estar relacionadas con las mismas. Esta relación no siempre es posible y existen casos en los que bien por, ausencia de lesiones, por tratarse de lesiones inespecíficas o por una mala elección o conservación de la muestra, no se puede establecer un diagnóstico concreto. No obstante en todos los casos en los que sea posible se intentará orientar sobre la posible etiología del proceso, si bien debe ser el veterinario clínico quien interprete la posible relación de estas lesiones con los síntomas y resto de datos de que disponga.

Junto con el informe también se adjunta una fotografía de las alteraciones, macroscópicas o microscópicas más relevantes del caso.